MEMORIA GRÁFICA DE MURCIA

El monumento al gran escultor Francisco Salzillo,
rodeado por un jardincillo de los más coqueto, 
y que por desgracia ha desaparecido en la actualidad,
presidía el entorno de la entonces céntrica plaza
de Santa Eulalia, en una foto fechada en 1908.

 Vista actual de la plaza, donde se observa la -solitaria-
estatua de Salzillo, ¡qué añoranza del antiguo jardín!,
y la fachada de la iglesia que da nombre a la plaza,
la iglesia de Santa Eulalia.